Viernes 13: un buen día para comprar acciones en Wall Street

Wall Street
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Hasta ahora, el peor recibimiento de Wall Street al juramento de un nuevo presidente se lo lleva el republicano Gerald Ford. El mejor, el demócrata Johnson. La segunda semana bursátil del año termina con una fecha no apta para supersticiosos: viernes 13. Por si fuera poco, esta coincidencia llega a siete días de que Donald Trump tome posesión de su cargo como presidente de los EEUU. Una combinación que más allá de ideas políticas y triscaidecafobias invita a lanzarse a las compras en Wall Street.
 
Los datos recopilados por S&P Dow Jones Indices muestran que en un 55,63% de los viernes 13 desde que se guardan registros diarios del S&P 500, el agregado ha cotizado al alza. El porcentaje es mejor que el que se registra para el conjunto de su trayectoria histórica, donde un 52,13% de las sesiones han sido positivas para el índice más amplio de los tres de mayor difusión de Wall Street.
 
Por si fuera poco, el analista Howard Silverblatt se muestra convencido de que este viernes podría ser el día en el que definitivamente el Dow Jones podría alcanzar la ansiada cota de los 20.000 puntos. El conocido como ‘sumo sacerdote de la estadística’ explica en declaraciones recogidas por MarketWatch que con fecha viernes 13 se han producido ocho cierres semanales en máximos históricos en el índice industrial.
 
En cualquier caso, el punto más decisivo de esta sesión está en la publicación de las cuentas de varios grandes bancos que darán el pistoletazo de salida a la temporada de presentación de balances trimestrales en Wall Street. Bank of America, JP Morgan, Wells Fargo y PNC Financial, además de BlackRock, darán a conocer este viernes 13 el desempeño de su negocio en la recta final del ejercicio.
 
Por si fuera poco, los registros históricos muestran que la digestión de la toma de posesión de los nuevos presidentes suele suponer un lastre no tanto en sus preparativos como unas jornadas después. El tono con el que el mercado acoge a cada nuevo sucesor de George Washington se aprecia mejor a un mes vista, según explican desde LPL Financial. Con estas premisas, nada parece impedir que hasta que Donald Trump pronuncie su solemne juramento los índices neoyorquinos vayan a seguir remontando posiciones.
 
Hasta el momento, y desde que se guardan registros al respecto, el presidente cuyo ascenso fue peor recibido en Wall Street fue el republicano Gerald Ford, que provocó una caída del 14,4% en el mes siguiente a su juramento en agosto de 1974. El mejor, el demócrata Andrew Johnson con una remontada del 6,8% para el S&P 500 en noviembre de 1963.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

EnglishFrenchGermanSpanish