El tequila José Cuervo ultima su brindis con la Bolsa de México

José Cuervo
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email
Compartir en Meneame

La destilería José Cuervo ha fichado al Santander en el equipo de bancos a los que ha encomendado la búsqueda de inversores potenciales para su debut bursátil. El brindis entre la Bolsa de México y el mayor fabricante mundial de tequila está cerca. José Cuervo ha presentado ya en el parqué de la capital azteca la documentación necesaria para su estreno como cotizada a través de una oferta pública de venta de acciones por la que podría ingresar hasta 1.000 millones de dólares.
 
Los supervisores de la Bolsa mexicana han comenzado ya su trabajo de escrutinio sobre la documentación y los términos en ella contenidos para la operación. Aunque públicamente no se han dado cifras orientativas sobre el rango de precios que podría barajarse para la venta de acciones, fuentes del mercado referidas por agencias internacionales estiman que podrán recaudarse entre 750 y 1.000 millones de dólares, una cifra que se traduce entre 667 y 889 millones de euros.
 
El objetivo de este debut en Bolsa no sería otro que el de afrontar nuevas inversiones estratégicas para potenciar, sobre todo, su expansión internacional. En cualquier caso, no se espera que el grupo fundado a finales del siglo XVIII coloque un porcentaje de capital tan elevado como para que la familia Beckmann vea mermado su poder inversor y de gestión, al que se han aferrado a pesar de las múltiples ofertas de compra recibidas en los últimos años por algunas rivales del sector.
 
Desde la mayor fabricante mundial de tequila, cuyo nombre formal es Becle, sí se ha confirmado la lista de bancos colocadores que ya se están encargando de pulsar a posibles inversores para asegurar la operación. Entre los escogidos se cuentan los nombres de las filiales mexicanas del español Banco Santander y de los estadounidenses Morgan Stanley y JP Morgan, así como la firma local Grupo Bursátil Mexicano (GBM).
 
Al término del año pasado, la facturación del grupo engrosó un 31,6% hasta los 20.000 millones de pesos mexicanos, unos 900 millones de euros al cambio actual de divisas. El beneficio neto ascendió a 5.300 millones de pesos (238 millones de euros). En la primera mitad de este año, último cierre intermedio para el que ha publicado cuentas, la facturación y las ganancias de José Cuervo ya alcanzan los 547 y 81 millones de euros, respectivamente.
 
Uno de los capítulos más sonados de la trayectoria reciente de la destilería de agaves fue el intento de compra por parte de la británica Diageo, que fue también su distribuidora internacional. Las conversaciones encallaron en el año 2012, pero fue una clara señal del interés del mercado por hacerse con la mexicana o, al menos, con una posición relevante en su accionariado. Entonces, los analistas otorgaron una valoración de cerca de 2.700 millones de euros a la productora de bebidas espirituosas.