Sniace se dispara un 50% con los avances para la reapertura de Torrelavega

Sniace
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La fábrica de Torrelavega ha recibido los primeros suministros en tres años, tiempo por el que prácticamente se ha extendido el concurso de Sniace. Sniace se convierte en blanco de las compras más especulativas ante los avances hacia la reapertura de Torrelavega. La emblemática factoría cántabra ya ha recibido una de las autorizaciones necesarias para comenzar a funcionar así como el primer cargamento de materia prima. Dos factores que se traducen en un rally bursátil del 49,8%.
 
El avance en Bolsa solo en la sesión de este viernes ha alcanzado el 34,8% arriba. La superación con holgura de los 0,23 euros por acción en los que se situaba su hasta ahora impenetrable resistencia alcista ha hecho saltar multitud de órdenes de compra automáticas así como la entrada de posiciones especulativas con miras a que el rebote se mantenga en las próximas sesiones a la espera del asalto a nuevas cotas.
 
Un escueto hecho relevante remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) en la recta final de este viernes en el que Sniace ha liderado sin rival la tabla de revalorizaciones del Mercado Continuo, la cotizada ha informado de la referida autorización. Se trata de los permisos medioambientales, que la consejera de Medio Ambiente y vicepresidenta de Cantabria, Eva Díaz Tezanos, “ha comunicado personalmente en una visita a nuestras instalaciones en Torrelavega”. Se espera que “en los próximos días” estas autorizaciones lleguen “de forma oficial”.
 
Esta misma semana, Sniace ha comenzado a recibir los primeros camiones con madera con destino a la fábrica de celulosa. Estos son los primeros suministros que atraviesan la puerta de entrada a la factoría en los últimos tres años, tiempo en los que ha permanecido sin actividad y en los que prácticamente en su totalidad ha vivido sumida en concurso de acreedores.
 
Desde el comité de empresa, según publica el cántabro Diario Montañés, las varias toneladas de madera que ya están almacenadas en las instalaciones de Torrelavega forman parte del otrora habitual acopio de materia prima para el llenado de los llamados hervidores, donde se comienza el proceso de transformación en celulosa a través de las diferentes máquinas de la planta. De ahí, que según el representante de los trabajadores aún se necesite la llegada de aún más suministros.