Las antiguas cajas de ahorro aportaron más de 5.000 millones en impuestos en 2019

CECA
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La contribución fiscal de las antiguas cajas de ahorros ascendió a 5.004 millones de euros en 2019, según los datos publicados hoy por la CECA. El estudio tributario realizado por KPMG tiene en cuenta la suma de los impuestos soportados y los recaudados, tratándose de “la mayor cifra registrada a lo largo de los cuatro años que se viene realizando este informe”.

Los impuestos específicos a la actividad financiera son ya la primera partida del Sector y superan los 1.000 millones de euros. Además, los impuestos soportados, es decir, los que suponen un coste para las entidades, han ascendido en 2019 a 2.610 millones de euros, en los que la Seguridad Social a cargo de la empresa sigue siendo el concepto más significativo.

Cabe destacar la recaudación del Impuesto sobre Actos Jurídicos Documentados (IAJD) de las hipotecas, que asciende en el periodo a 302 millones de euros. Este incremento sustancial “se debe al cambio legislativo que se produjo a finales de 2018 en relación a la figura del sujeto pasivo de este impuesto en las escrituras públicas”.

De esta forma, en 2019, el tipo impositivo de las entidades adheridas a las antiguas cajas de ahorro ascendió al 43%, superando así el ratio en 5 puntos porcentuales al obtenido en 2018. También aumentó la tributación autonómica y municipal, concretamente un 103% con respecto al año anterior.

En relación con los tributos recaudados, la mayor cuantía vuelve a estar un año más relacionada con el empleo, ya que las retenciones a empleados a cuenta del IRPF suponen el 48% de estos impuestos, consiguiendo así una suma de 1.188 millones de euros.

Por último, “los importes recaudados por la Seguridad Socias a cargo de los empleados aumentaron un 2%, alcanzando así los 193 millones de euros”, tal y como recoge el informe elaborado por KPMG.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA