Los bancos regionales de EEUU necesitan 14.000 millones de capital adicional

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Los miembros del panel creado en el Congreso estadounidense para supervisar el programa de estímulo económico TARP han señalado que los bancos regionales de EEUU podrían necesitar una inyección de capital extra por valor de entre 12.000 y 14.000 millones de dólares para limpiar de sus balances los activos tóxicos que todavía representan una amenaza para el conjunto del sistema financiero.

Según indica este grupo, que fue creado para vigilar los 700.000 millones de dólares del TARP, el Departamento del Tesoro debería considerar ampliar las ayudas si los planes para reactivar los mercados no funcionan y las condiciones económicas no mejoran, en especial para los bancos de menor tamaño.

Además, consideran que para este tipo de entidades, muy expuestas a los impagos en hipotecas, deberían ser sometidos a test de fortaleza financiera muy similares a los que pasaron los principales bancos estadounidenses. Incluso destacan que los grandes bancos tendrían que volver a enfrentarse a estas pruebas, pero planteando peores escenarios económicos.

El informe se ha hecho público en un momento en el que el Tesoro se prepara para lanzar una versión reducida de su programa de activos tóxicos, consistente en una serie de fondos de inversión público-privados para comprar valores tóxicos con subsidios públicos por valor de 30.000 millones de dólares.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA