El ‘baile’ de gobernadores con derecho a voto convierte el QE de Draghi en una lotería

Banco Central Europeo (BCE)
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El gobernador del Banco de España, Luis María Linde, no votará en las reuniones del BCE de enero, junio y noviembre de 2015. El Banco Central Europeo (BCE) decidió en su reunión de ayer posponer nuevos anuncios sobre los ansiados programas de estímulo hasta próximas citas, una decisión que supuso un fuerte ‘chasco’ para los mercados, que habían augurado que Draghi diese al menos alguna pista sobre si habrá o no compras de bonos soberanos.

En ese sentido, no son pocos los analistas y observadores que recuerdan que con la entrada de 2015 el BCE vivirá muchos cambios con motivo de la entrada de Lituania en la eurozona, lo que añade incertidumbre y podría generar polémica respecto a posibles decisiones futuras como la aprobación del QE (quatitative easing). Para empezar, las reuniones ya no serán mensuales, sino cada seis semanas, y se publicarán las actas de las mismas al igual que en EEUU y Reino Unido.

Aún más importante será la rotación de voto en el BCE. Los gobernadores de los bancos centrales de los Estados miembros quedarán repartidos en dos grupos: El primero estará formado por los cinco grandes países de la eurozona (Francia, Alemania, Italia, España y Holanda) y contará con cuatro votos. El derecho de voto en este grupo rotará cada mes, lo que significa que uno de los gobernadores se irá quedando cada vez sin votar aunque podrá seguir acudiendo a la reunión.

La elección del orden en que los países perderán su derecho a voto se decidió mediante un sorteo realizado en presencia de todos los miembros del Consejo de Gobierno, así como del gobernador del Banco Central de Lituania en calidad de observador.

Tras este sorteo, el gobernador del Banco de España, Luis María Linde, no votará en las reuniones de enero, junio y noviembre de 2015, mientras que el gobernador del Banco de Francia, Christian Noyer, no tendrá derecho a voto en los encuentros de febrero, julio y diciembre. El gobernador del Banco de Italia, Ignazio Visco, no votará en los encuentros de marzo y agosto; el presidente del Banco de Holanda, Klaas Knot, en los de abril y septiembre, y el presidente del Bundesbank, Jens Weidmann, en los de mayo y octubre.

Por su parte, los otros 14 gobernadores de bancos centrales de la eurozona contarán con 11 votos, por lo que, según el sorteo realizado, los representantes de Estonia, Irlanda y Grecia no tendrán derecho a voto en las reuniones del mes de enero.

Quienes sí tendrán derecho a voto en todas las reuniones del Consejo de Gobierno son los miembros del Comité Ejecutivo del BCE Sabine Lautenschaläger, Benoit Coeuré, Yves Mersch y Peter Praet; el vicepresidente, Vito Constancio, y, por su puesto, el presidente, Mario Draghi.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA