Edición testing
26 de enero de 2020, 5:44:28
Nacional

Empleo


Evitar los accidentes y las muertes en el trabajo, el reto más urgente de Ayuso

CCOO exige que la prioridad en la agenda del nuevo gobierno regional sea reducir la siniestralidad laboral, que en julio aumentó un 14%.

Por Ana M. Pastor

Reducir el número de accidentes laborales en la Comunidad de Madrid, que el pasado mes de julio fueron casi un 14% más que en el mismo mes del año pasado, es uno de los retos del nuevo Ejecutivo que preside Isabel Díaz Ayuso, por lo menos en opinión de los sindicatos que llevan todo el verano reclamando mayores medidas de prevención y más mano dura de la Inspección de Trabajo y la Fiscalía para reducir esta lacra.


Por ello, CCOO de Madrid pide al nuevo gobierno regional que considere como un problema de primer orden la siniestralidad laboral en la Comunidad de Madrid y que priorice el desarrollo del V Plan Director en Prevención de Riesgos Laborales. Y no le hace más argumento que poner sobre la mesa las cifras de julio: 8.559 accidentes de trabajo. Nueve mortales. El último accidente grave se produjo el pasado 19 de agosto cuando un trabajador resultó herido de gravedad tras una caída en altura en una obra en Arganda del Rey.

El sindicato recuerda que el incremento de la siniestralidad laboral, tiene relación directa con dos factores: por un lado, la precarización de las condiciones de trabajo, que impone cargas excesivas, ritmos extenuantes y una alta rotación y temporalidad, y por otro, la desregulación de las relaciones laborales y el deterioro del sistema preventivo. Y denuncia que la precariedad, especialmente en el sector de la construcción que pone en riesgo la vida de los trabajadores, por lo que reclama a los empresarios que cumplan con la legislación vigente,

Además, CCOO de Madrid reclama al nuevo gobierno el pleno desarrollo del V Plan Director en Prevención de Riesgos Laborales, que permite a los agentes sociales seguir trabajando y acercar la prevención a los centros de trabajo, fortalecer las políticas preventivas, adaptarlas a las nuevas realidades y darles continuidad en el tiempo.

Igualmente, reivindican que la Inspección de Trabajo y la Fiscalía persigan las prácticas irregulares, delictivas en muchos casos, y que se depuren responsabilidades de manera ejemplarizante para generar intransigencia social frente al accidente laboral.

La organización sindical subraya que “evitar los accidentes en el trabajo debe ser una prioridad en las políticas públicas y considera inaceptable que en el siglo XXI las condiciones de trabajo sean las responsables de una gran cantidad de accidentes, enfermedades y muertes, con el dramático impacto que conlleva sobre la vida de los trabajadores y trabajadoras y de sus familias”.

Por ello, considera obligado poner la salud de los trabajadores y trabajadoras como prioridad en los objetivos de las empresas y en la agenda política del nuevo Ejecutivo madrileño.

EL BOLETIN.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.elboletin.com