Edición testing
19 de julio de 2019, 20:34:53
Internacional

Europa


Las sombras de los supuestos logros de la UE esta legislatura

El Parlamento Europeo enumera diez medidas que han “mejorado la vida” de los ciudadanos.

Por Ander Cortázar

Los 10 principales logros desde las últimas elecciones de la Unión Europea. Así se titula un artículo publicado en la web oficial del Parlamento Europeo donde se detallan los supuestos logros que han contribuido a mejorar la vida de los ciudadanos en los últimos cinco años.


Rebajar la factura energética, garantizar la seguridad, impulsar el crecimiento económico a través de acuerdos comerciales, ampliar las becas Erasmus, garantizar un mundo más sostenible, mejorar los derechos de los trabajadores, eliminar el roaming, mayor protección en internet, más opciones al comprar en línea y evitar el plástico en mares y ríos.

Estos son, supuestamente, los diez logros principales de la Eurocámara en la última legislatura. Sin embargo, los datos indican que la mitad de ellos no son tal y como se cuenta.

Uno de los casos más palmarios, ‘un planeta sano para las generaciones futuras’. Según la versión oficial del parlamento, después del acuerdo de París sobre cambio climático (2016), los eurodiputados han trabajado en medidas para reducir las emisiones de carbono e impulsar el uso de fuentes de energía renovables.

Una afirmación que no coincide con el informe publicado hace apenas unas semanas por la organización European Climate Foundation, que lamentaba que España era el único país de la UE cuyo plan de energía y clima para reducir los gases de efecto invernadero superaba los 50 puntos sobre 100. Todos los demás Estados europeos, suspensos, cuya nota media es de 29 sobre 100.

El ‘impulso al crecimiento económico’ es otro de los éxitos que conllevan ciertas sombras aparejadas a él. El Parlamento Europeo alude a los acuerdos comerciales establecidos con Japón, Canadá y Singapur como impulsor “clave” del crecimiento económico.

Un crecimiento que no ha penetrado en las capas con menos renta de la sociedad. El 20% de los trabajadores que más ganan en Europa cobran cinco veces más que el 20% que menos ganan, una división que cada día se hace más grande. La pérdida de poder adquisitivo de los trabajadores se ha producido pese a una supuesta recuperación económica que, a tenor de los datos, no ha trasladado los ‘éxitos’ de la macroeconomía a la microeconomía.

En ese mismo sentido, el Parlamento Europeo celebra los “derechos mejorados” de los trabajadores. A juicio de la Eurocámara, las nuevas medidas recogen los derechos de los trabajadores más vulnerables con contratos atípicos, con empleos puntuales o que trabajan a través de plataformas como Deliveroo o Uber.

Sin embargo, según expertos en materia laboral, las medidas comunitarias apenas se harán sentir en la vida personal y profesional de los empleados. Alberto Novoa, abogado ‘manager’ del área Laboral de Ceca Magán Abogados, aseguró en Confilegal que esta Directiva de la UE es “poco ambiciosa”.

A su juicio, “la controversia sobre los contratos de las plataformas como Deliveroo o Glovo no se resuelve porque la definición que da la Directiva de lo que se considera trabajador no permite determinar el núcleo del conflicto, esto es, si estamos ante trabajadores por cuenta ajena o verdaderos autónomos”, en declaraciones a ese medio.

Por otro lado, la Confederación Europea de Sindicatos insiste en que la UE “ha perdido su alma social”. Los representantes de los trabajadores creen que es hora de renovar el contrato social europeo que haga el continente más justo para la clase trabajadora.

“Necesitamos diferentes políticas económicas que, en lugar de austeridad y recortes, promuevan un crecimiento sostenible para todos los ciudadanos, que den prioridad a las necesidades sociales y no sólo a las demandas de las corporaciones”, piden los sindicatos.

El decálogo de supuestos aciertos del Parlamento Europeo también incluye un punto que asegura ‘Facturas energéticas más bajas’, una afirmación que suena a ciencia ficción en los hogares españoles.

“Los consumidores europeos pueden esperar un ahorro promedio de hasta 500 euros por año en las facturas de energía doméstica gracias al etiquetado energético simplificado para electrodomésticos aprobados por los eurodiputados en 2017”, asegura la Eurocámara.

Sin embargo, en los últimos ocho años, el precio de la electricidad en España, por ejemplo, se ha triplicado. Una realidad que se hace extensible a muchos países de la Unión, como Alemania, donde millones de personas se encuentran bajo la amenaza de no poder pagar la factura de la luz, la más cara del continente.

La ‘Mayor protección en internet’ es otro de los controvertidos éxitos de la Eurocámara en estos últimos cinco años. Durante la legislatura 2014-2019 se produjo el mayor cambio en dos décadas de las reglas de privacidad de la UE. Entre otras medidas, se han actualizado las normas de derechos de autor de la UE para adaptarlas a la era digital.

Un acuerdo sobre el ‘copyright’ que cuenta con el rechazo de organizaciones y activistas, quienes llegaron a calificar como un día “negro” el día en el que se aprobó la normativa que, a su juicio, supondrá una mayor censura en las plataformas digitales.

EL BOLETIN.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elboletin.com