Edición testing
17 de febrero de 2020, 22:05:26
Cuaderno de viajes

Al calor del fuego extremeño


Los Escobazos de Jarandilla

El municipio de La Vera arde la noche del 7 de diciembre.

Por Jaime Pozas

La noche anterior a la festividad de la Inmaculada Concepción, Jarandilla de la Vera, en Cáceres, se llena de hogueras y escobones, en una celebración ancestral declarada Fiesta de interés Turístico Regional. Es una tradición pastoril que mantiene la autenticidad y llena de disfrute las calles del municipio extremeño.


Las plazas del pueblo están abarrotadas de fogatas en las que los lugareños prenden sus escobones para atizar al primero que se cruce. Ataviados con monos o ropa vieja no dejan pasar la oportunidad de arrearte un buen escobazo. Impresiona el gran fuego justo al lado de la ermita de la virgen de Sopetrán que casi dobla la altura de esta.

La fiesta acaba con una procesión con el estandarte de la Virgen de la Inmaculada hacia la Iglesia, que se abarrota de personas de todas las edades cantando la canción del festejo.

EL BOLETIN.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.elboletin.com