Edición testing
18 de octubre de 2019, 1:11:54
Nacional

PP


El PP de Casado se queda aún más solo en Cataluña

Los populares van en caída libre y sin frenos en Cataluña. Según el último CEO conocido este viernes, van camino de no ser ni 'cuatro gatos' en el Parlament.

Por Gustavo García

El PP no levanta cabeza en Cataluña. La llegada de Pablo Casado a la presidencia del partido no logra frenar la caída sin frenos en la que se encuentran sumidos los populares en la comunidad. Tras el fracaso histórico cosechado en las elecciones al Parlament de 2017, donde logró solo cuatro escaños, la formación conservadora podría ver reducido este resultado a la mitad. Según la encuesta del Centre d'Estudis d'Opinió (CEO), podría no pasar de los dos parlamentarios. En el mejor de los casos lograría tres.


Ni 'cuatro gatos' serían los populares de confirmarse el sondeo publicado este viernes por el conocido como CIS catalán. De cumplirse estos augurios lejos quedarían los seis escaños cosechados en 1988 por Alianza Popular con Jorge Fernández Díaz como candidato. Incluso, la peor derrota cosechada por el partido, la del año pasado, cuando consiguieron cuatro diputados, se vería como una buena noticia.

El 'efecto Casado', del que presumen en Génova, no llega a los populares catalanes, que se han encomendado a Alejandro Fernández, que hace un par de semanas fue proclamado nuevo líder del PP en esta comunidad en sustición de Xavier García Albiol. El nuevo máximo responsable tiene ante sí el gran reto de dar la vuelta al negro horizonte que presagia la mencionada encuesta del CEO. Y es que, según los datos del Centre d'Estudis d'Opinió, gran parte de los votantes del partido no repetirían su apoyo al PP en caso de nuevas elecciones.

Ni la mitad de aquellos que votaron por los populares en las elecciones al Parlament de 2017 volverían a hacerlo ahora. En concreto, únicamente el 41,5% confiarían de nuevo en la formación conservadora. Respecto al resto, el 21,1% se pasaría a Ciudadanos, un 4,4% al PSC y más de un 8% no votaría. Otro 16,7% aún están indecisos.

Además, la situación no mejora si se tiene en cuenta la posibilidad de un adelanto de las elecciones generales. Un ‘fantasma’ que el Gobierno de Pedro Sánchez no tiene reparos en agitar en las últimas semanas con la posibilidad de un ‘súper domingo’ electoral. O lo que es los mismo, hacer coincidir los comicios autonómicos, locales y europeos del 26 de mayo con unas nuevas generales.

Apenas el 32,7% de aquellos que se decantaron por la ‘papeleta’ del PP en Cataluña en las últimas elecciones generales repetiría en esta cita en las urnas. La cifra es menor de los que cambiarían por Ciudadanos. Tal y como recoge el mencionado sondeo, el 38,7% de los votantes populares en las pasadas generales apostaría ahora Albert Rivera. Un 10% responde ‘no sabe/no contesta’ y un 4% de este electorado no iría al colegio electoral.

Esto supondría que de los seis escaños que el Partido Popular logró en estos comicios en Cataluña, ahora conseguiría entre 1 y 2 ‘sillones’ en el Congreso. Una pérdida de diputados que, a tenor del reparto de fuerzas, podría ser clave a la hora de decantar la balanza hacia uno u otro lado.

EL BOLETIN.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elboletin.com