Edición testing
13 de diciembre de 2019, 8:45:45
Tecnología

Unión Europea


Bruselas impone una multa récord de 4.300 millones a Google

El Ejecutivo comunitario acusa a Google de exigir a los fabricantes de dispositivos móviles que usan Android la instalación por defecto de determinadas aplicaciones.

Por E.B.

Nuevo episodio en la batalla abierta entre la Comisión Europea y Alphabet (Google). Tras la multa de 2.400 millones que el año pasado impuso a la compañía del famoso buscador por favorecer su servicio de comparación de precios, Bruselas ha puesto sobre la mesa otra sacnción por un importe todavía más elevado -4.300 millones de euros- por un supuesto abuso de posición dominante a través de Android.


El Ejecutivo comunitario acusa a Google de exigir a los fabricantes de dispositivos móviles que tienen este sistema operativo la instalación por defecto de determinadas aplicaciones como Google Search o el navegador Chrome.

La multa apunta directamente a la parte central de la estrategia comercial del gigante tecnológico durante la última década. A día de hoy, Android es el sistema operativo utilizado en más del 80% de los teléfonos inteligentes del mundo y es vital para los ingresos futuros de Google.

La comisaria de Competencia de la UE, Margrethe Vestager, considera que Google usó métodos ilegales de “vinculación” para obligar a los fabricantes de teléfonos a preinstalar servicios y aplicaciones de Google, como su buscador o Chrome, como condición para usar Google Play, la tienda de aplicaciones para teléfonos inteligentes.

Los fabricantes de dispositivos también habrían recibido incentivos financieros anticompetitivos si preinstalaban la búsqueda de Google y no otros servicios rivales, según Vestager. Una tercera pata del caso se relaciona con restricciones contractuales que la compañía habría impulsado para impedir a estos fabricantes la venta de teléfonos con sistemas operativos rivales desarrollados con el código fuente abierto de Android.

Según las normas de la Unión Europea, la multa podría haber sido incluso más alta, de hasta un 10% del volumen de ingresos global de Alphabet. En 2017, los matriz de Google registró una cifra de negocios de 110.855 millones de dólares (94.742 millones de euros).

Bruselas mantiene además abierto un tercer expediente contra el gigante tecnológico, también por abuso de posición dominante, en este caso a través de ‘AdSense’, al sospechar que impone restricciones a páginas web terceras a la hora de ceder espacio a anuncios contextualizados de sus competidores.

EL BOLETIN.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elboletin.com