Iberdrola, la ganadora del plan de energías renovables de Obama

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Iberdrola ha sido la gran ganadora de la primera ronda de adjudicación de fondos de la Casa Blanca para financiar el desarrollo de las energías renovables. La eléctrica se ha adjudicado 294 de los 502 millones de dólares que se asignaban en el primer reparto, casi el 60% del presupuesto.

Estas ayudas, que irán destinada a financiar la construcción de cinco parques eólicos en el país (ver cuadro), son proporcionales a las inversiones que cada empresa ha realizado en EEUU. Iberdrola Renovables ha destinado más de 2.200 millones de dólares desde que se instaló en el país en 2006 y se ha consolidado como el segundo operador eólico. Adicionalmente, la compañía que preside Ignacio Sánchez Galán ha solicitado al Gobierno de Barack Obama ayudas para la construcción de otros parques eólicos por 200 millones de dólares, para los que espera aprobación en las próximas semanas.

Con el respaldo obtenido acelerará su plan de inversiones en EEUU, donde espera instalar 700 megavatios (MW) este año e invertir alrededor de 6.000 millones de dólares en energías limpias hasta finales de 2012. El pasado julio, Iberdrola Renovables anunció que esperaba recibir del Gobierno de EEUU una dotación económica de entre 400 y 500 millones de dólares, el 16% del total de las ayudas. La estimación no era alejada de la realidad. La compañía tiene más de 3.000 MW de potencia eólica instalada en ese país, el 31% del total de la empresa en todo el mundo.

Más ayudas. Washington estimó inicialmente que se gastaría 3.000 millones de dólares en el programa de energías limpias, pero el interés de empresas e inversores de Wall Street podría provocar que estas previsiones se desbordaran. Desde que el Gobierno puso en marcha el plan el mes pasado, las solicitudes de subsidios han ascendido a 125 millones de dólares cada semana. Las ayudas no tienen un límite económico, sí temporal. Obama se comprometió a conceder subvenciones a todas las solicitudes aprobadas hasta 2011. Así, según The Wall Street Journal, el coste podría alcanzar los 10.000 millones de dólares finalmente. Estas inversiones supondrán para Iberdrola una inyección de liquidez extra.

Los nuevos estímulos del Gobierno consisten en el abono en metálico del 30% de la inversión en las nuevas centrales hasta 2012, que irán a parar a las arcas de la compañía española 60 días después de la puesta en funcionamiento de dichas plantas. El Tesoro de EEUU considera que estas subvenciones directas serán más eficientes que las deducciones fiscales, pero el apoyo gubernamental al sector de las energías renovables aún no ha tomado un impulso muy significativo, sobre todo si se tiene el cuenta que la ayuda estatal a esta industria, bajo el programa de las exenciones fiscales, ya ascendía a 550 millones de dólares hace tres años.

Otras compañías beneficiadas del plan energético de Obama han sido First Wind Energy (74 millones de dólares), con instalaciones en New York y Maine; Horizon Wind Energy, filial de Energías de Portugal, que recibirá 47,7 millones de dólares para desarrollar su plan eólico en Oregón; y EverPower, que se lleva 42,4 millones de dólares para su proyecto en Pennsylvania.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA