De Guindos presiona a sus ex compañeros de BMN para que cierren una fusión

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

BMN, el banco de Caja Murcia, Caja Granada, Caixa Penedès y Sa Nostra, tiene muy difícil poder seguir su camino en solitario ante las nuevas provisiones que requerirá el banco para cubrir los créditos al sector inmobiliario, y las presiones del Gobierno para que entre en un nuevo proceso de fusión, con Unicaja, Liberbank o Ibercaja.

El ministro de Economía, Luis De Guindos, conoce bien al detalle la situación en la que se encuentra BMN, ya que antes de hacerse con la cartera ministerial ejercía como consejero independiente de la entidad, y formaba parte del comité ejecutivo y la comisión de auditoría.

BMN, al igual que Liberbank, se salvó el año pasado in extremis de tener que recibir ayudas públicas para cumplir con la nueva normativa de solvencia, y los saneamientos obligados ahora por el Gobierno complican aún más la situación.

Todos los focos apuntan a las cajas de tamaño mediano para que anuncien nuevos proyectos de fusión en los próximos días. Así, el mercado ha especulado en las últimas semanas con una fusión entre BMN y Unicaja, aunque ala entidad andaluza, en plena absorción de Caja España-Duero, también se la vincula con Liberbank. De hecho, no se descarta siquiera una operación a tres bandas, o incluso que sean Liberbank y BMN las que se fusionen.

La pareja más deseada para el nuevo baile de las fusiones es, no obstante, Ibercaja, una de las entidades más solventes del sector, que se encuentra actualmente en plena absorción de Caja3, aunque podría animarse a otra operación para ganar tamaño.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA