El BBVA abre una ‘guerra’ en el crédito al consumo

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Tras la ‘guerra del pasivo’, que cobró intensidad la semana pasada de la mano del Santander y su depósito al 4,5%, llega ahora al sector financiero español una lucha encarnizada por el crédito al consumo. El encargado de iniciarla ha sido BBVA. El banco que preside Francisco González devolverá un 10% de los intereses cobrados anualmente a sus clientes en los préstamos personales.

BBVA lanza una campaña de crédito al consumo con la que pretende favorecer, en el actual entorno económico, “el acceso de las familias a la financiación de los bienes y servicios que necesitan”. Bajo el nombre de ‘Los mejores préstamos para nuestros clientes’, la iniciativa permite al particular que pida un préstamo recuperar un 10% de los intereses pagados al término de cada año desde la solicitud y durante toda la vida del crédito.

Los 12 meses se computan desde la firma del contrato, por lo que no tienen por qué coincidir con el año natural. Además, los clientes que contraten un crédito al consumo en BBVA tendrán bonificaciones por la contratación de otros productos en los tipos de interés de partida, que son personalizados según el perfil del cliente. Así, el tipo de interés se reducirá un 1,5% por la domiciliación de la nómina y un 0,5% adicional por la contratación de un seguro de protección de pagos. La campaña estará vigente hasta el próximo 31 de julio para créditos de entre 3.000 y 60.000 euros y para plazos de entre uno y diez años. Con esta campaña, BBVA prevé realizar 60.000 operaciones en esos cuatro meses, por un importe de 700 millones de euros.

La batalla que BBVA abre por los créditos personales se produce después de que la ‘guerra del pasivo’ se haya intensificado en las últimas semanas. De hecho, la banca intenta aprovechar los problemas que atraviesan las cajas de ahorros con su reestructuración para ganar cuota de mercado. A los bancos corresponden así las ofertas más agresivas de depósitos, con rentabilidades superiores al 4%. No obstante, estas campañas exigen, o bien una fuerte vinculación del cliente, o que este mantenga la inversión a largo plazo, de hasta cinco años en algunos casos. Banco Santander ha comenzado a comercializar el Depósito 90/10.

Este nuevo producto se puede contratar desde 50.000 euros y la inversión se reparte en un 90% en un plazo fijo a 12 meses con una rentabilidad del 4,5% TAE y el 10% restante a un plazo de hasta tres años en un fondo cuyo rendimiento está vinculado al comportamiento de las acciones de Inditex, Telefónica y BBVA. Este producto no permite cancelación anticipada. El Depósito BBVA Uno Online de BBVA ha subido su rentabilidad máxima desde el 3,25% hasta el 3,50% TAE. Se trata de un producto que premia la vinculación del cliente, ya que partiendo de un tipo de interés base, que se sitúa en el 2% TAE, a medida que el cliente contrata más productos el rendimiento se va incrementando.

BBVA lanzó a principios de marzo el ‘Crédito Reforma Hogar’, dirigido a operaciones superiores a los 12.000 euros y un plazo de amortización mínimo de 60 meses. En esta campaña, la entidad se asoció con Leroy Merlin, empresa de gran distribución especializada en el sector de la decoración, el bricolaje, la jardinería y la construcción. Los clientes que contraten el ‘Crédito Reforma Hogar’ obtendrán una tarjeta regalo prepago cargada con 175 euros para gastar durante todo 2011 en cualquiera de sus tiendas, así como descuentos de hasta el 10% en las compras realizadas en sus establecimientos.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA