Telefónica advierte de la posible «quiebra» del actual modelo de Internet

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El consejero delegado de Telefónica, Julio Linares, advirtió hoy del riesgo que supone el “imparable” crecimiento de tráfico de datos y el desequilibrio entre los costes de la red y los ingresos de las operadoras que, de continuar como hasta ahora, pueden provocar la “quiebra del actual modelo” imperante en la industria de las telecomunicaciones.

Durante el XXIV Encuentro de las Telecomunicaciones, organizado por la patronal del sector AETIC y Telefónica dentro de los cursos de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), Linares remarcó la necesidad de actuar «con urgencia» y de «forma colectiva» para evitar este peligro.

El consejero delegado de Telefónica abogó porque se ponga fin a la filosofía de que Internet es un servicio que debe tener el mismo coste para todos. Es decir, que la oferta evolucione hacia tarifas segmentadas en función del servicio: Quien quiera hacer un mayor uso, que lo pague, y quien pague más, que pueda tener acceso a servicios de mayor calidad.

En inversión, abogó por compartir redes tanto desde el punto de vista de ‘rooming’ (interconexión de redes) como de emplazamientos, accesos o redes conjuntas, y insistió en la necesidad de que los operadores tengan cuanto antes el nuevo espectro radioeléctrico.

El directivo de Telefónica dijo que no hay espacio económico para un número ilimitado de operadores, por lo que la tendencia va hacia la consolidación o fusión como está sucediendo en algunos países.

Julio Linares hizo hincapié en la necesidad de encontrar el nuevo modelo de negocio de Internet en un momento en el que los usuarios necesitan cada vez más estar conectados, y puso como ejemplo que las redes sociales registran 850.000 nuevos usuarios al día en el mundo, se actualizan 50 millones de blog cada segundo y se ponen en el mercado 500 nuevas aplicaciones diarias.

Otra de las asimetrías es el hecho de que los suministradores de contenidos, como Google, obtengan voluminosos ingresos de la publicidad generando grandes volúmenes de tráfico en las redes sin invertir en las mismas. Telefónica quiere también que estas compañías de contenidos compartan sus ingresos con las operadoras, un debate abierto en EEUU y también en la Unión Europea, donde Bruselas lanzó hace meses una consulta para estudiar esta posibilidad.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA