La dirección y los sindicatos mayoritarios de BMN han acorda

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La dirección y los sindicatos mayoritarios de BMN han acordado un nuevo expediente de regulación de empleo (ERE), que contempla indemnizaciones por hasta 45 días por año trabajado, por encima de los 20 días que establece la reforma laboral aprobada por el Gobierno en febrero.

Según publica la agencia Europa Press, que cita fuentes sindicales, el nuevo acuerdo contempla un nuevo plan de hasta 150 bajas voluntarias indemnizadas, sin límite de edad, con una compensación de 45 días por año laboral trabajado y un tope máximo de 42 mensualidades. Se establece un tope mínimo de 40.000 euros para las personas que tengan más de seis años de antigüedad. El plazo para adscribirse al plan será el 30 de junio, debiéndose producir la desvinculación antes del 31 de diciembre.

Asimismo, este acuerdo contempla un programa de hasta un máximo de 150 suspensiones de contratos por seis meses, cuya vigencia se establece desde el 1 de julio de 2012 hasta el 31 de diciembre de 2012 y durante la que la empresa abonará hasta un máximo de 500 euros mensuales durante el período de suspensión. No obstante, se concederán anticipos a cuenta de la remuneración ordinaria durante el período de suspensión.

Se contempla otras bajas incentivadas, hasta un máximo de 150, para los supuestos en los que tras el proceso de suspensión temporal no aceptasen el nuevo destino, de forma que si el trabajador optara por no reincorporarse tendrá derecho a 45 días por año laboral con un tope de 42 mensualidades. Si tuviera una antigüedad igual o superior a seis años, la indemnización mínima será de 40.000 euros. Otra medida contemplada en el acuerdo y acordada por las partes es la suspensión durante dos años de forma rotatoria de los contratos de trabajo a 800 empleados durante tres meses al año.

Los nuevos recortes de personal se acuerdan en un momento en que el banco formado por CajaGranada, Cajamurcia, Caixa Penedés y Sa Nostra se encuentra en plenas negociaciones para buscar una nueva fusión, ante las presiones que está recibiendo por parte del Gobierno.

BMN, que se encuentra en la puja por Banco de Valencia, podría también intentar una integración con Liberbank, la entidad liderada por Cajastur, según apuntan los rumores del mercado. Incluso se ha planteado la posibilidad de una integración a cuatro bandas entre BMN, Liberbank, Unicaja e Ibercaja.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA