Repsol y Caixabank se anotan una plusvalías de 464 millones con la venta del 20% de Gas Natural

Sede de Gas Natural
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Isidro Fainé será el presidente de la gasista en sustitución de Salvador Gabarró. GIP tendrá tres consejeros en la compañía. Repsol y Criteria anunciaron ayer tras el cierre del mercado un acuerdo para vender un 20 % de Gas Natural (un 10 % cada uno de ellos) por 3.802 millones de euros a Global Infrastructure Partners (GIP). La operación generará unas plusvalías de 246 millones para la petrolera y 218 millones para el grupo industrial de Caixabank, cantidades que pasarán a hacer caja y reducir deuda.  El pacto incluye también la designación de Isidre Fainé, presidente de La Caixa y Criteria, como nuevo presidente de la gasista, en sustitución de Salvador Gabarró, que ya mostró su deseo de abandonar el cargo en la pasada junta de accionistas.
 
La operación se cerró a un precio de 19 euros por acción, frente a un cierre de 18,51 euros. Las acciones de Gas Natural han arrancado hoy la sesión con un descenso del 0,2%, hasta los 18,47 euros. Repsol cede un 0,7%, hasta los 12,31 euros y Caixabank repunta un 0,7%, hasta los 2,49 euros.
 
Pese a esta desinversión, tanto Repsol como Criteria se mantienen como accionistas de referencia amarrando con su nuevo socio cuestiones estratégicas. La petrolera retiene una participación del 20% en una de las compañías con mayor rentabilidad por dividendo de Europa. Por su parte, el grupo de Caixabank seguirá como mayor accionista con un 24,4%.
 
Como parte de la venta, los tres socios han alcanzado una serie de acuerdos básicos relativos al gobierno corporativo de la gasista a los que está condicionada la venta, que previsiblemente se cerrará a finales de septiembre.
 
La desinversión supondrá la entrada de tres consejeros por parte de GIP en la gasista, es decir, la misma representación con la que se quedará Repsol y ambas tendrán cada una un vicepresidente. La compañía contará además con seis consejeros independientes.
 
Actualmente tanto Criteria como Repsol tienen 8 de los 17 puestos en el consejo (cuatro cada uno). El acuerdo  establece que cada 5,88% de participación da derecho a un consejero. De este modo,  Criteria contará con sus cuatro asientos mientras que Repsol y GIP tendrán tres cada uno de ellos.
 
En un comunicado en el que niegan cualquier tipo de concierto y mencionan expresamente la autonomía e independencia de los tres accionistas, (una operación concertada requeriría el lanzamiento de una OPA), los grupos señalan que asumen “ciertos compromisos relativos al gobierno corporativo”. Entre ellos, acuerdan una representación proporcional en el consejo de administración.
 
Adicionalmente, el acuerdo está condicionado a que determinadas cuestiones básicas – entre ellas una eventual modificación de la política de dividendos – deban ser aprobadas por una mayoría reforzada de al menos dos tercios del consejo de administración.
 
En su reciente horizonte estratégico, Gas Natural presentó un plan para asegurar un payout (porcentaje del beneficio destinado a dividendo) del 70 % en los próximos cuatro años.