Detienen a un francotirador que quería atentar contra Sánchez por la exhumación de Franco

Pedro Sánchez
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Los Mossos d’Esquadra han detenido a Manuel Murillo Sánchez, un experto tirador de 63 años, que planeaba atentar contra el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, como venganza por la decisión del Ejecutivo de exhumar los restos de Francisco Franco del Valle de los Caídos. Según desvela Público, este francotirador fue arrestado en su domicilio de Terrassa, donde tenía un arsenal de 16 armas de fuego. Aseguraba estar dispuesto a “sacrificarse por España”.

Tal y como publica el mencionado diario digital, se trata del mejor tirador del club de tiro olímpico del Vallés en el que practicaba y competía y es capaz, además de modificar armas cortas o largas, de construirlas. Este vigilante de seguridad privada empezó a buscar cómplices para tratar de atentar contra Sánchez, al que llamaba en un grupo de WhatsApp “rojo de mierda”.

La detención tuvo lugar hace tres semanas y fue una usuaria del mencionado grupo de WhatsApp la que advirtió sobre Murillo después de que este último solicitara apoyo para cometer un atentado contra el presidente del Gobierno. En concreto, pidió ayuda para obtener la agenda de actos del líder socialista y su localización. A este francotirador le daba igual ser capturado. “Estoy dispuesto a sacrificarme por España”, dijo en este chat. En este momento fue cuando los Mossos recibieron el chivatazo y empezaron a rastrearle.

En su domicilio se encontraron el pasado 19 de septiembre 16 armas de fuego cortas y largas, incluido un fusil de asalto y cuatro rifles de altísima precisión, capaces de acertar un blanco a 1.500 metros de distancia. Asimismo, en su coche llevaba dos pistolas, una de ellas modificada e ilegal.

Murillo se encuentra en prisión incondicional en el Centro Penitenciario Brians-2, en Sant Esteve Sesrovires, en las inmediaciones de Martorell, y confesó que quería atentar contra Pedro Sánchez.