Dancausa (Bankinter) pide una tregua para el Gobierno: “Este no es el momento de críticas”

María Dolores Dancausa, CEO de Bankinter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La consejera delegada de Bankinter, María Dolores Dancausa, que hace tres meses manifestaba su “inquietud” por el Gobierno de coalición entre PSOE y Podemos, considera que ahora “no es el momento de críticas”. Durante una rueda de prensa telemática para presentar los resultados del primer trimestre, la banquera ha explicado que “es el momento de arrimar todos el hombro” para superar la crisis sanitaria primero y lograr la recuperación económica después.

“Mi opinión sobre la gestión del gobierno de la pandemia es irrelevante”, ha añadido también Dancausa, que considera que esta gestión “será juzgada en el futuro por los hechos”, y no por “la propaganda” o las diferentes “opiniones”.

En el mismo sentido, la banquera ha reconocido que, siendo “políticamente incorrecta”, la reputación de la banca “en estos momentos tampoco me importa mucho”, pero ha recordado que “la banca es el último dique de contención de las empresas. Todo lo que se produce aguas arriba en las empresas nos llega al embalse de las bancos”. “La banca tiene que resolver, y estamos en ello porque en conciencia debemos hacerlo”, ha explicado.

La consejera delegada ha descartado asimismo dar una previsión de impacto de la pandemia en la economía. “Dada la incertidumbre hay que esperar a que vayan sucediendo cosas. En el mes de julio tendremos más información”, ha valorado, No tenemos elementos de juicio para saber cómo va a ser la recuperación”. “Lo que sí digo es que en el banco no somos catastrofistas. Ahora hay que dedicarse a trabajar, para ayudar a que las empresas puedan abrir otra vez sus negocios, las familias puedan pagar sus hipotecas y los hoteles puedan abrir”, ha prometido Dancausa.

En lo que se refiere a la gestión del banco en el actual escenario, ha aclarado que “no tenemos prevista ninguna reestructuración de plantilla ni ERTE”. “El compromiso más importante es mantener la plantilla”, ha señalado la banquera, que considera que “en Bankinter no sobra nadie. Todos los empleados son necesarios y comprometidos”.

Asimismo ha recordado que el consejo de administración no tiene retribución variable, mientras que los directivos “la tenemos pero no la vamos a cobrar”, porque estos bonus están vinculados a unos objetivos “muy exigentes que no se van a cumplir por la situación que nos ha sobrevenido”. En cuanto a la política de dividendos, ha señalado que “a partir de octubre tomaremos decisiones según la situación”, pero ha recordado que “la política de dividendos del banco es muy prudente”.

Junto a Dancausa ha comparecido el director financiero de Bankinter, Jacobo Díaz, que ha asegurado que el banco cumplirá a finales de este mes con el primer tramo de avales del ICO puestos a disposición por el Gobierno para empresas. “A medida que vayamos recibiendo más demanda esta cifra irá aumentando”, ha señalado. El Gobierno ha puesto de momento en marcha dos tramos, de 20.000 millones cada uno, si bien el importe total podría ascender a 100.000 millones.

En cuanto a las medidas de moratoria hipotecaria, Díaz ha explicado que las solicitudes en el caso de Bankinter “no alcanzan las 1.000”, debido fundamentalmente al perfil de la clientela del banco, que no cumple los criterios del Gobierno. A estas 1.000 habría que añadir otras 1.500 por la ampliación de la entidad a otros clientes, si bien ha reconocido que es una cifra “muy baja”.

Bankinter cerró el primer trimestre del año con un beneficio de 130,3 millones de euros, lo que representa un 10,1% menos que en el mismo período del año pasado, después de que la entidad prácticamente duplicase las provisiones, hasta una cifra de 107,3 millones de euros, para hacer frente a la crisis económica por la pandemia de coronavirus Covid-19.