Reixa lanza a su equipo a tranquilizar a los socios de la SGAE en las redes sociales

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Las noticias recientes aparecidas en la prensa que establecen vínculos entre el actual presidente de la SGAE, Antón Reixa, y el cobro de subvenciones millonarias para sus producciones han disparado los comentarios de los autores en las redes sociales. Ahora sus partidarios intentan calmar las aguas.

Los socios de la SGAE, en especial los que se sitúan fuera de las camarillas dominantes, no salen de su asombro. Tras haber visto como el antaño ‘idolatrado’ Teddy Bautista abandonaba el puesto con deshonor camino de los juzgados se enfrentan ahora a una pelea fratricida entre dos bandos opuestos. Y parece que ninguno de los grupos que participan en la batalla es exactamente trigo limpio.

Quizá no lo sean los autores del grupo de los televisivos, que lidera el bajista de Coz Juan Márquez. Por lo menos, según las insinuaciones de Reixa, que les acusa de forrarse gracias a un esquema surgido al amparo de los editoriales de los grupos audiovisuales que quieren recuperar buena parte del dinero que entregan a la sociedad de gestión con la explotación del repertorio que gestionan en programas nocturnos.

Pero, ahora puede que no lo sea el propio Reixa. O eso es lo que podría desprenderse de las últimas informaciones publicadas en los diarios nacionales en las que se asegura que el actual delegado de la SGAE en Galicia, Juan Carlos Fernández Fasero, poco antes de desembarcar en la sociedad de gestión aprobó una ayuda de 142.655 euros para ‘Galicia Canibal’ el espectáculo sobre la movida viguesa producido por Reixa.

La noticia corrió como la pólvora por los facebooks y los twitters de los autores. Absolutamente conmocionados que rebotaron el enlace con comentarios más que subidos de tono.

En algunos casos, los mensajes públicos eran contestados por la ‘gente’ de Reixa con el esquema habitual de matar al mensajero. Es decir culpabilizar a los medios por publicar este tipo de noticias. Algo que también hizo anteriormente el grupo de Juan Márquez, por cierto.

Pero las explicaciones públicas sobre todos estos asuntos, que muchos esperan, no terminan de llegar. No llegan, de momento, en los boletines que Reixa manda por correo electrónico a sus socios cada semana. Una vía que sí se utilizó para lanzar al aire las acusaciones contra los autores televisivos.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA