Las tertulias políticas mantienen su buena salud a pesar del bloqueo institucional

Antonio García Ferreras
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La audiencia de los principales espacios de debate político en las televisiones privadas ha subido en el último año, lo que no se ha producido en TVE. La información política continúa siendo de interés para los ciudadanos a juzgar por los datos de audiencia de las tertulias políticas más seguidas de la televisión. En el último año -de septiembre a septiembre- estos programas de análisis subieron su audiencia media entre uno y dos puntos aproximadamente, según los datos de Kantar Media.
 
‘Al Rojo Vivo’, espacio de laSexta presentado por Antonio García Ferreras, cosechó en septiembre de 2015 un audiencia media aproximada del 10,5% mientras que esta última semana la tertulia de la cadena ‘verde’ de Atresmedia ha logrado en torno al 12% de share.
 
Su compañera de parrilla ‘La Sexta Noche’, que se emite los sábados, también mejoró su audiencia levemente, ya que hace un año apenas superaba el 8% y ahora está más cerca del 9%.
 
En la competencia también la audiencia ha escalado un poco. ‘Las mañanas de Cuatro’ subió su audiencia en torno a un punto desde el 11% de media aproximada de septiembre de 2015 hasta el 12% de este mes.
 
Lo contrario ha pasado, sin embargo, con ‘Los desayunos de La 1’ ya que su audiencia ha retrocedido en torno a los 2 puntos y ahora se sitúa en porcentajes cercanos al 8% en un mes en el que ha debutado como nuevo presentador Sergio Martín en sustitución de María Casado, que ahora se encarga de ‘La Mañana’.
 
De las elecciones de diciembre a las de junio
 
A pesar de que el share ha subido respecto a hace un año, lo cierto es que entre las elecciones de diciembre y las de junio se produjo el efecto contrario, lo que parece poner de manifiesto el hastío de los telespectadores por la repetición de la cita en las urnas. De hecho, la audiencia de los programas citados anteriormente sufrieron un retroceso si se compara la semana inmediatamente anterior a las elecciones del 20 de diciembre y la misma semana antes de los comicios del 26 de junio -convocados ante la imposibilidad de formar nuevo gobierno-.
 
Así, mientras que la audiencia de ‘Al Rojo Vivo’ registró una media del 13% durante esa semana -anotando el jueves 17 un 16%-, en el mes de junio, del 20 al 24, bajó levemente hasta el 12%. También la audiencia de ‘Los desayunos’ retrocedió desde el 12% al 10% -el viernes anterior a las elecciones, con María Dolores de Cospedal en el plató, anotó un 6,6%.
 
‘Las mañanas de Cuatro’ hizo lo propio con un punto menos aproximadamente. Por su parte, ‘La Sexta Noche’, el día inmediatamente anterior a las elecciones de diciembre logró un 10,4% de share, frente al 8,9% que se apuntó el sábado 25 de junio.