Barack Obama: «Cometeríamos un error si pensáramos que Donald Trump es único»

Barack Obama
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El expresidente de Estados Unidos Barack Obama (2008-2016) ha defendido en una entrevista las órdenes que dio para matar a personas como «parte de su trabajo» y ha mencionado en particular la operación para matar al líder de Al Qaeda, Usama bin Laden, y ha legitimado invasiones como la de Afganistán.

«No fue una sorpresa que una parte de mi trabajo implicara ordenar matar a personas», señala Obama en la primera parte de sus memorias, que acaba de presentar y que lleva por título ‘Una tierra prometida’.

«No me arrepiento por ejemplo de haber dado la orden a la operación que resultó en la muerte de Usama bin Laden porque estaba planificando el asesinato de gente inocente, algo que ya había hecho antes», ha explicado Obama en una entrevista de promoción del libro concedida a la Cadena Ser.

El exmandatario norteamericano se ha referido así a las guerras «necesarias», como la de Afganistán o innecesarias, como la de Irak. «Creo que ir a Afganistán y acabar con los talibán y Al Qaeda después del 11-S sí era necesario. Incluso las guerras necesarias conllevan cosas muy terribles y eso es algo que pesa en mi conciencia. Y tiene que ser así», ha explicado.

«Otros que estaban más a la izquierda, que eran más progresistas, decían que lo que había que hacer era desmantelar el complejo militar-industrial y yo les decía que eso pasaría en el mundo que me gustaría tener, en el que no habría necesidad de operaciones militares de este tipo», ha argumentado.

«Lo cierto es que si tu hijo está en un avión y sufre un atentado y descubres que tu gobierno podría haber evitado que eso pasara, sea cual sea tu ideología, lo que quieres es que ese gobierno proteja a tu hijo», ha remachado.

En cuanto al éxito entre los jóvenes de políticos situados claramente a la izquierda de Obama como Bernie Sanders o Alexandria Ocasio-Cortez, el expresidente ha argumentado que en su mandato logró «avanzar una cierta cantidad de expectativas (…) para que lleguen nuevos políticos, eleven las expectativa todavía más altas y así progresemos».

Con el nuevo presidente de Estados Unidos, Joe Biden, «vamos a volver a ver ese tipo de expectativas, pero aún así hay que gobernar». «Tienes que aceptar el progreso que puedes conseguir en un momento concreto de la Historia», ha remachado.

Sobre su sucesor en el cargo, Donald Trump, ha advertido que «cometeríamos un error si pensáramos que Donald Trump es único. Está (Viktor) Orbán en Hungría, (Recep Tayyip) Erdogan en Turquía, (Rodrigo) Duterte en Filipinas, (Vladimir) Putin en Rusia,… y los partidos de derecha que resurgen en toda Europa».

«La desigualdad (…), las fuerzas de los mercados, que cada vez son más poderosas, los gobiernos incapaces en muchos casos de regularlos. Todo eso ha contribuido a la ansiedad y el miedo, al nacionalismo», ha argumentado. «Invocar el nacionalismo, la tribu, la etnia, la religión, el chovinismo, una política de hombre fuertes (…) genera una atracción cuando la gente tiene miedo», ha indicado.

Obama se ha referido además a uno de los buques insignia de sus dos mandatos, la reforma sanitaria, y ha mencionado el recuerdo de su madre, enferma de cáncer. «El hecho de haber visto a mi madre con cáncer, preocupándose por si podría o no pagar las facturas me hizo más consciente del miedo y la inseguridad que sienten las personas que no tienen cobertura médica. El hecho de venir de una familia modesta. Yo no nací rico», ha recordado.