www.elboletin.com

La UE vuelve a aplazar la regulación de los mercados OTC

Europa no termina de concretar la fecha en que entrarán en vigor las nuevas normas para los OTC.
A mediados del próximo año, la regulación paneuropea de los mercados OTC iba a incorporar unos estándares de transparencia y contrapartidas similares a los que están vigentes en EEUU desde el pasado marzo. Sin embargo, hay expertos que están convencidos de que la UE no cumplirá su propio plazo. Una vez más.
De nuevo, el problema que parecen afrontar los reguladores es la creciente complejidad de unos mercados, especializados en productos derivados, donde los participantes siempre van por delante de quienes tienen que establecer las normas.

Además hay problemas adicionales con algunos de los grandes jugadores del mercado y las dificultades para adaptar sus sistemas a esta nueva regulación.
Tantos que, según una información publicada por el portal especializado Risk.com, algunos clientes de los mercados OTC quizá consigan un calendario especial para ellos y queden exentos de las nuevas normas hasta 2016.
La perspectiva no ha resultado del agrado de los supervisores estadounidenses que insisten en la necesidad de coordinar desde un punto de vista global, tanto las normas que afectan a los derivados como el calendario en que entrarán en vigor. Y, aunque la armonización sea casi imposible, para los estadounidenses, lo mínimo que puede hacer Europa en este asunto es respetar el propio calendario que estableció.

De momento, desde EEUU empieza a considerarse que, ante la imposibilidad de establecer una equivalencia entre las normas que regulan la negociación de derivados a ambos lados del Atlántico, la única posibilidad será exigir a las entidades europeas que cumplan las normas vigentes en el país norteamericano. Al menos, cuando la negociación se haya establecido entre contrapartes de ambas regiones financieras.

De hecho, desde el pasado mes de marzo se había establecido una excepción a la regla, vigente hasta diciembre de este año, en principio, con la que los estadounidenses daban tiempo a sus compañeros europeos.

Pero si se confirmasen los temores de este posible nuevo aplazamiento por parte de Europa del que hablábamos antes, lo más probable es que a partir del 1 de enero, EEUU empezará a exigir a las empresas europeas que cumplieran las normas previstas para las operaciones con derivados por el desarrollo de la Ley Dodd-Frank.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Comenta esta noticia
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de El Boletin
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.