www.elboletin.com

La Marea Blanca marcha contra el “austericidio” de Cifuentes y las “oportunistas” donaciones de Amancio Ortega

Marea blanca
Ampliar
Marea blanca

“Sanidad pública: sin recortes, ni caridad” es el mensaje que traslada este domingo la Marea blanca por las calles de Madrid.

Las recientes donaciones de Amancio Ortega han levantado amplias polémicas. ¿Oportunismo? ¿Campaña de imagen? ¿Buena fe sin más? Las asociaciones en defensa de la sanidad pública de diversas regiones ya se han pronunciado. Y las críticas que han dirigido han sido intensas. Ahora la Marea Blanca va un paso más allá: aparte de reflexionar sobre qué implican este tipo de actos y qué entienden que se esconden detrás, los colectivos se concentran este domingo a las 12:00 horas frente al Ministerio de Sanidad para recordar que la sanidad pública no necesita “ni recortes, ni caridad”.

Un acto reivindicativo en el que la Mesa en Defensa de la Sanidad Pública de Madrid (MEDSAP) - Marea Blanca dedica directamente a Amancio Ortega y a Cristina Cifuentes. Y es que los colectivos consideran que las donaciones que lanza el dueño de Inditex no son más que “daciones graciosas y oportunistas” que han encontrado la complicidad de la presidenta de la Comunidad de Madrid. “Estamos en contra de que Cifuentes haya organizado una recepción especial a la donación”, sentencian en un comunicado.

Los fines de la donación

De hecho, esta grandilocuencia que aprecian en el Gobierno regional sirve para conseguir, según advierten, el objetivo que perseguía Amancio Ortega: “Cifuentes dota de una campaña de publicidad gratuita a nuestra costa”. No obstante, los beneficios para el multimillonario español no se detienen únicamente ahí. “Además le sirve para desgravar, por su carácter de donación, en tanto mediante ingeniería fiscal ha dejado de pagar muchos otros millones”, denuncia la MEDSAP-Marea Blanca.

Una donación de materiales sanitarios que realizará la Fundación Amancio Ortega y para la que la Marea Blanca alerta de que no es oro todo lo que reluce. “Estos sofisticados aparatos no van a curar el cáncer, sino que siendo malpensadas van a favorecer a las multinacionales que los fabrican, no sólo por su venta, sino por el mantenimiento posterior de continuos consumibles, y otros, que los mismos requieren”, diseccionan los colectivos integrados en la plataforma.

La inacción de Cifuentes y su gestión de la sanidad pública

Asimismo, otro de los fines que aprecian en la donación es el resultado político que puede sacar Cifuentes. La MEDSAP-Marea Blanca aconseja a la dirigente de la Comunidad de Madrid que “no emborrone más la opacidad de su mala gestión” sanitaria. Por ello, le recuerdan que “si quiere dotarla adecuadamente no necesitamos que recoja donaciones que no hemos pedido, sino que empiece por rescatarla de la privatización parasitaria con la que la han inoculado y siguen pinchándola”.

No obstante, los pasos que exigen los colectivos a Cifuentes no se quedan únicamente ahí. Desde la MEDSAP-Marea Blanca aseveran que la Comunidad de Madrid aún tiene muchas políticas por hacer antes de que venderse a la caridad: hay que “dotar a la sanidad pública madrileña de todo el personal que precisa; que, desde la misma prevención, liquide de una vez las listas de espera; que resuelva el problema de las urgencias; que realice el mantenimiento de edificios e instalaciones que se están cayendo a trozos y hasta han provocado heridos y que puede ir a mayores; que rescate la limpieza de hospitales y centros sanitarios, la lavandería, los laboratorios; es decir, que deseche de una vez esa ruinosa privatización descubierta o encubierta que mantiene con oscurantismo o intoxicaciones mediante los titulares de los que se procura publicidad añadida”.

“¡Basta ya de hacerse la rubia también con la ciudadanía que está encargándose de mantener la Sanidad Pública que, usted y su consejero de Sanidad gestionan tan mal”, reprochan directamente a la máxima responsable de la Comunidad de Madrid. Mientras tanto, aparte de esas medidas que reclaman, la MEDSAP-Marea Blanca ve fundamental que la líder del PP de Madrid abandone el “austericidio” que aplica “sin temblarle el pulso porque con ese engaña a los usuarios, mata a enfermos y expone a profesionales”.

“Ni Madrid, ni España necesitan donaciones caritativas”

Por todo ello, la manifestación que se celebra este domingo frente al Ministerio de Sanidad bien podría hacerse en la Puerta del Sol para la Comunidad de Madrid o ante la sede central de Inditex. “Ni Madrid, ni España necesitan donaciones caritativas que doten de medios económicos a la sanidad pública como la que ha venido repartiendo Amancio Ortega con un ‘buenísmo’ que no agradecemos y que ofende a la inteligencia colectiva”, apostilla la MEDSAP-Marea Blanca.

“Él, como uno de los hombres más ricos del mundo, debe aportar aquello que le corresponda por su riqueza; la que ha logrado reunir con una impensable red de miles de tiendas a lo largo del mundo a las que dota de artículos que son producidos muchas veces en régimen de semiesclavitud según se ha denunciado cuando los fabrica en terceros países; lo que gana este señor es una cifra astronómica de millones al día, según diversas publicaciones; así que nos conformamos con que por ellos pague el porcentaje que le corresponda, sin ningún tipo de ingeniería fiscal, ni exenciones, ni fundaciones, ni sociedades interpuestas o dineros volanderos a paraísos fiscales, así como con las pertinentes inspecciones imprevistas y sin ningún tipo de amnistía”, concluyen.

Marco González

Periodista o intento, por lo menos. Aprendiendo. Y todo con un mejunje en la cabeza, pero con el periodismo comprometido como pegamento de unión.

Google Plus de Marco González

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.