www.elboletin.com

La eléctrica E.on registra pérdidas récord en 2016 y despedirá a 1.300 trabajadores

E.On
E.On
La escisión de los activos de generación convencional y la financiación del almacenamiento de residuos nucleares han lastrado los resultados del grupo alemán.
La compañía energética alemana E.on registró el año pasado unos números rojos por importe neto atribuido de 8.450 millones, lo que supone un incremento de las pérdidas del 20,7% respecto a 2015. La cifra ha motivado la puesta en marcha de un programa de ahorro de costes que incluirá un recorte de plantilla de 1.300 empleados.
 
Si se incluyen los negocios escindidos y la energía atómica, la pérdida del grupo en 2016 asciende a 16.007 millones de euros, un 151% más que en el ejercicio anterior, cuando sus pérdidas sumaron 6.377 millones.
 
“La separación de Uniper y la financiación del almacén de residuos nucleares dejaron profundas marcas en nuestro balance”, ha asegurado al respecto el presidente de la compañía, Johannes Teyssen, según recoge Europa Press.
 
El año pasado la compañía alemana segregó de su negocio de generación convencional, agrupado en una nueva empresa denominada Uniper, en la que la multinacional controla un 46,65%. Esta salió a Bolsa en septiembre y desde entonces ha sufrido una fuerte depreciación.
El grupo estima que la escisión de Uniper provocó amortizaciones por valor de 11.000 millones de euros, además de verse obligado a contabilizar pérdidas de 3.600 millones en relación al cambio de moneda en el negocio de la filial antes de su desconsolidación de las cuentas de E.on, que ha tenido que realizar un pago único de 2.000 millones de euros por el acuerdo con el Gobierno alemán sobre la supresión gradual de la energía nuclear.
Según apuntan las citadas informaciones, la multinacional pretende llevar a cabo un plan de reducción de costes de 400 millones anuales para 2008, delegando en mayor medida la toma de decisiones e integrando funciones de soporte. La reestructuración conllevará la eliminación de una serie de funciones que supondrán la supresión de 1.300 puestos de trabajo, lo que equivale al 3% de su plantilla, que actualmente ronda los 43.000 trabajadores.
 
“La moderada reducción de plantilla que ahora es necesaria jugará un papel clave a la hora de hacer más seguros los empleos en E.on en el futuro”, ha declarado al respecto Teyssen. 
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.